jueves, agosto 12, 2010

PROPUESTAS PARA LOS PRÓXIMOS POSADOS

 Buciero, vida salvaje intenta desde el primer momento desmarcarse de toda adscripción política. Para denunciar el estado del patrimonio y las áreas degradadas del monte, creo yo, no es necesario "ser" de unos, ni de los otros, ni de los de más allá. Es obvio que en toda denuncia respaldada por fotos y leyes y por la realidad misma, se está haciendo un llamamiento directo a quien gobierna. Llámenlo crítica, si lo desean, pero es indispensable que la denuncia se haga del modo más elegante posible, sin politiqueos, ni críticas fáciles. Muy importante, sin demagogias estúpidas, ni acusaciones infantiles. Ley-cámara de fotos. También es evidente que las soluciones están en manos de quienes gestionan los designios del monte. El cura no es indicado para ordenar nada que tenga que ver con este peñasco.
 Digo todo esto porque el siguiente contenido puede ser malinterpretado (mejor dicho, seguro que va a ser malinterpretado por quien lleva malinterpretando toda la denuncia desde el primer instante, hasta las toneladas de m***** que adornan el monte tienen férreos defensores). Como lo ponen a huevo, disculpen ustedes la expresión, estimo que es un buen momento para llamar a las cosas por su nombre.

 Este post es una propuesta para los próximos posados de mis representantes políticos,


 La semana pasada observamos obras en la cubierta del Fuerte San Martín. Un obrero realizando perforaciones con un taladro neumático. Esta semana el ayto. firma un comunicado de prensa en el que se anuncia que las obras son la respuesta a las humedades del fuerte (excelente iniciativa, sobra decirlo), de igual modo se anuncia la recuperación de un terreno y un camino, tal como tratamos en el post anterior.

"Las tareas consisten en la limpieza y adecuación de las cunetas del tejado, proporcionándoles una caída adecuada para facilitar el curso del agua evitando la formación de humedades, así como el rejunte de las baldosas que forman la cúspide de esta fortifiación militar, para evitar las filtraciones de agua al interior" (comunicado ayto). 


  El caso es que una obra de pequeña envergadura (sin duda importante para el inmueble, eso sí) es suficiente para generar un posado, hecho éste que en absoluto me parece criticable. Ya he dicho en alguna ocasión que no veo nada malo en que los políticos se hagan la foto, especialmente cuando detrás existe una política consecuente y seria. Ahora bien, después de que se viene demostrando que 8 de 11 fortificaciones plantean problemas graves o muy graves, uno pudiera pensar que la foto está un poco fuera de lugar.  Sobre todo si se acompaña de frases tipo...

"El Consistorio de la Villa se encuentra inmerso en un programa de acciones de recuperación y restauración en el ámbito del patrimonio del Parque Cultural Monte Buciero" (comunicado ayto) 

 La denuncia Buciero, vida salvaje ha motivado hasta la fecha la clausura de dos de las fortificaciones más importantes del monte y, creo yo, ha puesto en evidencia que en realidad no existe preocupación alguna por el patrimonio. Ahí están las evidencias para el que tenga ojos. También hemos dejado claro que esta situación viene de lejos. No se trata de señalar a culpables, sino de señalar problemas y aspirar a otro escenario bien distinto. Eso sí, la única respuesta oficial del ayto. obtenida hasta ahora son este tipo de comunicados cuando menos sorprendentes. Nada de reconocer los problemas y encararlos. Hay que desmentir y tirar palante.  Ni una palabra por parte del Director del Parque Cultural, Concejalía de Cultura, Alcaldía, etc. Bueno, en honor a la verdad, el responsable municipal de medio ambiente sí reconoció todos y cada uno de los problemas denunciados y todos y cada uno de los extremos de la denuncia ante los micrófonos de Cadena Ser, aunque vista en la distancia, esa intervención fue una isla en un mar de salidas por la tangente y lavados de cara poco afortunados por parte del consistorio. Y silencio, mucho silencio. Y anónimos, muchos anónimos.

 El contexto en el que se realiza la foto está claro. Los responsables municipales no se fotografían cada vez que un operario trabaja, ni emiten un comunicado cada vez que se plantan flores en las glorietas, me parece a mi.

 Visto lo visto, Buciero, vida salvaje propone unos cuantos escenarios para los siguientes posados, dicho sea sin acritud ninguna. Simplemente se trata de hacer evidente lo evidente, ya que a estas alturas resulta importante "matizar" la propaganda oficial. Juzguen ustedes...



Propuesta de escenarios para las próximas sesiones fotográficas:
 Once fortificaciones componen el patrimonio histórico de carácter militar que posee el Monte Buciero. Ya hemos visto que San Martín ha recibido cuidados esta semana y lo aplaudimos (no aplaudimos tanto que se haya aprobado muy recientemente un proyecto para instalar en el lugar un mirador, un hotel y un restaurante). Propongo posados en...
1
  
 Polvorín Establo y Cuerpo de Guardia del Helechal. Dos inmuebles en estado ruinoso, con árboles emergiendo del tejado, muros desplomados y una inexplicable actividad en su interior y entorno. Ningún forastero con ojos comprende que algo así pueda suceder, pero tristemente la situación se sigue extendiendo en el tiempo. Hay soluciones. La ley las expone negro sobre blanco. Sólo hace falta voluntad. No digo que sea sencillo. Lo que digo es que esto es una simple y llana vergüenza.


 Hablando del Helechal. Los despropósitos siempre tienden a agravarse. A uno de los polvorines más importantes del siglo XIX de España le siguen creciendo edificios aledaños, todos en su espacio de protección. Chozas, construcciones de ladrillo, vertederos. Todo con una impunidad que sobrecoge cuando hablamos del patrimonio de todos. Una joya patrimonial en un entorno único convertida en estercolero y vaqueriza. Inaudito. Éste es el primer lugar que proponemos para el próximo posado.

2

 La Batería Alta de San Martín está creando empleo, excelente. También es necesario decir que la restauración es una absoluta bestialidad. Lo siento, pero habrá que decirlo y los tribunales tendrán que pronunciarse. En un nivel personal diré que el lugar no tiene ya encanto alguno, ni interés, ni historia. No evoca nada. Desde sus piedras machacadas por una restauración hecha sin ningún tipo de supervisión por parte de especialistas (recuerdo que se trataba de un edificio militar, no de un solar en el que edificar oficinas horrorosas), ya es imposible soltar la imaginación. Nadie se imagina cañonazos y batallas desde rampas de hormigón, ni contemplando paredes aisladas térmicamente. El parapeto original ha desaparecido, los muros originales también. El yacimiento arqueológico se lo llevó el cemento. Si acudimos a la ley comprobamos que la restauración (bastante costosa, por cierto) desatiende una cantidad de artículos que es difícil de precisar. Todo se ha hecho al revés, aunque... "El Consistorio de la Villa se encuentra inmerso en un programa de acciones de recuperación y restauración en el ámbito del patrimonio del Parque Cultural Monte Buciero" (comunicado ayto). Y todos tan contentos. Una auténtica pena para el patrimonio militar. Señores, esto sólo puede engañar a ciudadanos muy poco informados, lamento decirlo.


 Ya hemos mostrado ayer sobre qué superficie se asienta la Batería Alta de San Martín, pero el comunicado municipal no dice nada de esto. Aquí los operarios municipales han desbrozado hace días. Nadie ve, nadie oye, nadie dice. Sonrisa, foto, comunicado. Buciero, vida salvaje va a realizar un seguimiento  de este área. Esperamos que alguien haga algo. Daremos cuenta de ello en un sentido u otro. Vamos con el tercer escenario propuesto...

3

 Batería de Galbanes. Dos plataformas que no puedes visitar porque dos somieres te lo impiden (aunque para ver lo que hay en la plataforma superior mejor que sea así). Hay soluciones, como en todas las fortificaciones. Ley, sentido común y voluntad. Un plan integral de recuperación. Implicación estatal y autonómica. La piragua y la horrenda edificación rural deben ser napoleónicas, en cuyo caso, me callo.


4

 El Fuerte del Mazo o Napoleón también puede dar juego a la hora de posar. Éste es el cartel que la ley obliga a colocar en las inmediaciones de un Bien de Interés Cultural. Lo de inmediaciones aquí es demasiado literal. El cartel está tirado de mala manera entre los árboles, con su base de cemento, a varios metros del camino de acceso. No voy a volver a recordar con fotografías las dos ominosas antenas de televisión, el inexplicado cierre a cal y canto, el incumplimiento de un montón de artículos de la ley. Como sucede en el 90% del patrimonio histórico del Monte Buciero, lo del Mazo no lo explica, ni lo entiende, nadie.


5

 El cercado de cabras de la Batería del Águila (en el espacio de protección del sitio, a cinco metros de una de las plataformas) puede ser otro buen lugar para escenificar la preocupación de los políticos santoñeses. De igual manera, se podría  posar junto a los graffitis que destrozan el alojamiento, en cuyas paredes encontramos una de las muestras más valiosas de todo el patrimonio del pueblo. El cercado cabrero puede retirarse en cinco minutos. Como la sensibilidad política en la protección del patrimonio es honda, supongo que pasarán más y más meses y aquí nadie hará nada. El cercado es el problema menor de todo el patrimonio en todo el monte. Conociendo el panorama, es fácil imaginar que le seguirá una choza o vaya usted a saber. Luego sucederá como en la Batería de Galbanes, la choza crecerá, se hará de hormigón y adquirirá más derechos que el propio patrimonio.

6

 En la Batería de la Cueva el posado entraña más dificultades, sería necesaria una mascarilla para que las caras de los políticos no luciesen una mueca de repugnancia. Además, tampoco es deseable que nadie salga lastimado. Lo que queda de techo se va a caer. El titular ha respondido a la denuncia interpuesta colocando dos cartelitos de peligro. Si alguien se mata mientras realiza sus necesidades, ya podemos decir que lo habíamos advertido. Nos lavamos las manos y asunto solucionado ¿Cuándo va a decir algo el titular, el Servicio de patrimonio y el ayuntamiento? Los meses siguen pasando. Contestar a esto sería mostrar preocupación por el patrimonio, creo yo. Lo demás son parafernalias propagandísticas.


7

 Las coloridas paredes del Fuerte abandonado de San Carlos darían un toque exótico a la sesión fotográfica de los políticos.


 En la entrada mejor no posar, no vaya a ser que el 80% de los turistas que nos visitan se den por aludidos, aunque eso ya sucede todos los días, dicho sea de paso.

8

 El Polvorín recientemente clausurado del Dueso. Más fotos para los políticos locales. Es una pena que de su interior hayan salido varias toneladas de m***** a raíz de la denuncia de Buciero, vida salvaje, habrían ambientado la instantánea.


 Esto ha sido un repaso, muy por encima, del estado del patrimonio del Monte Buciero. Resultado final: ocho fortificaciones de once. Se libra el Fuerte de San Martín (el lugar elegido para la foto que escenifica la preocupación de mis representates municipales) y los dos bienes más alejados y de difícil acceso, San Felipe (bastante lleno de basura en estos días y sin un cartel que le diga nada a nadie...ACTUALIZADO 15-8-2010, San Felipe tiene a fecha de hoy un letrero recordando la historia básica del emplazamiento, la información era errónea) y la Atalaya (salvada gracias a su situación estratégica, alejada de visitantes salvajes y de políticos sin ningún tipo de sensibilidad). También se libra la fortificación número doce, el Reducto del Brusco o Fortín de Cueto Cabrero, obviamente fuera del Monte Buciero, pero de igual modo parte importante del muy mal llamado "Parque Cultural". El reducto también se salva porque, por no tener, no tiene ni camino de acceso desde el pueblo al que pertenece.

 Esto es lo que hay. Espero que no se siga utilizando la expresión "preocupación patrimonial". Utilicemos el lenguaje como es debido. Y sobre todo, ya que no está en su agenda ni atender, ni escuchar, al menos replanteen ustedes su estrategia.  La actual se cae a cachos con unas pocas fotografías. No se puede esconder la realidad debajo de una alfombra. Saludos.